Trucos para que tu perro haga sus necesidades en su lugar

Uno de los motivos por los que algunas personas no desean tener como mascota a un perro, es el problema de las heces por toda la casa, esta preocupación es muy fácil de evitar si tan sólo se apela a un poco de paciencia y una rutina higiénica adecuada.

Los expertos en adiestramiento de perros recomiendan que desde cachorros los perros sean enseñados acerca de los lugares en los que puede o no hacer sus necesidades, un proceso que debe realizarse calmada y de la manera más amable posible.

Es muy sencillo. Tan pronto el cachorro es llevado al hogar, como los demás miembros de la familia debe aprender a seguir unas reglas que permitan una buena convivencia y la manera más fácil de hacerlo es guiarlo, llevarlo y reprenderlo si no hace las cosas como le estamos enseñando.

En primer lugar, se debe habilitar un lugar dentro de la casa (ojalá que no cause mucho traumatismo) en el que se puedan colocar varias hojas de papel periódico y el piso no se manche. Se recomienda además, que esté alejado del ruido. Como los seres humanos, las mascotas también necesitan de lugares tranquilos para hacer sus necesidades.

El proceso es muy natural, puede observarse que minutos después de que el cachorro recibe su alimento desea defecar (sus movimientos son rápidos y nerviosos). Entonces debe ser llevado hasta el lugar destinado para ello, puede hacerlo allí. De lo contrario, debe ser reprendido de una manera cariñosa, después limpiar con vinagre y uno de los periódicos. Este mismo periódico debe ser llevado al lugar destinado como “baño”.

El olfato del perro es muy desarrollado, por lo que reconocerá el olor de su excremento o su orina y sobre éste volverá a hacerlo.

Este paso debe ser repetido hasta que el animal lo asimile y una vez lo haga quedará grabado en su memoria.

Una vez aprenda sobre el lugar para hacer sus necesidades dentro de la casa, quizás desees que lo haga afuera (ojalá durante los paseos diarios que realice por su vecindario, en especial si ya no es tan pequeño y se encuentra vacunado debidamente). Minutos después de que es alimentado puede salir a pasear. Aunque no hará sus necesidades de inmediato, paulatinamente irá perdiendo temor y escogerá un lugar para hacerlo, sea un árbol, un matorral u otro lugar adecuado para él.

Igual que el que tenía en casa, este sitio será el que siempre orine cuando salga a dar su paseo rutinario.

También te interesará

0 comments to “Trucos para que tu perro haga sus necesidades en su lugar”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.