Comprar un perro para un niño: todo lo que necesitas saber

Es nuestro deber reivindicar que los perros, como el resto de animales y los niños, están casi en la misma condición. Y es que ambos gozan de la inocencia, la curiosidad, la imprevisibilidad, la necesidad de cariño, respeto y muchas atenciones. Tanto así que la idea de llevar un perro a casa debe de ser tan meditada como la de recibir a un nuevo bebé en la familia. Partiendo de la idea básica y fundamental de que un perro no es un juguete, habrá quienes nos aconsejarán que es bueno criar a niños con perros mientras que otras personas nos dirán que los animales son peligrosos para con los niños. ¿Qué hacemos entonces?

Los beneficios de los niños que crecen con animales en casa

Coincidimos en que todo niño que crece con un animal, siempre y cuando ese animal sea amado y respetado en el seno del hogar, será un niño sano tanto física como mentalmente, responsable e incluso maduro, pues ha de aprender junto al animal el tener ciertas responsabilidades y también, las leyes de la vida, la evolución en las etapas de una vida hasta la muerte.

Por supuesto no sólo eso. Quien ha crecido con perros tendrá el privilegio de disfrutar y valorar de una amistad sin límites y sin condiciones, como nos aporta la lealtad de este animal. Las ventajas son muchas, mientras que los inconvenientes pueden  solucionarse con unos cuidados mínimos tanto sanitarios como educativos ambos referidos al perro.

Precauciones para la convivencia de niños con perros

Hemos de tener claro y, así hacérselo entender a nuestro hijo, que el perro tiene que ser tratado bien y no ser tratado bruscamente para evitar que se asuste. Un perro puede morder si se siente amenazado, lo que significa que un susto al animal podría llevar pareja una mordedura. El niño tiene que aprender a respetar los juguetes del perro, su sitio de descanso, así como a no molestarle cuando esté comiendo o durmiendo. Y por supuesto nunca golpearle o hacerle daño.

También el perro deberá ser educado a respetar al niño. Para ello se le enseñará mediante rutinas y se le premiará con una golosina, paseos, juegos y caricias cuando actúe debidamente. Si tu perro es nervioso o violento, tal vez sería necesario que acudieras a un adiestrador profesional para que te asesore en la manera de entrenarlo. No olvides que al perro hay que enseñarlo desde bien pequeño.

Los mejores perros para niños

Para la compra del perro habrá que atender también a la personalidad del niño. Un niño muy nervioso, hiperactivo o con problemas emocionales necesitará estar muy vigilado si decidimos comprarle un perro. El estado emocional de las personas, recordemos, afecta al estado psíquico del perro.

Como mejores razas para convivir con niños están los beagles, de carácter tranquilo y amable, además del labrador retriever, boston terrier, boxer, viejo pastor inglés, los collies, san bernardo o los caniches, entre otras razas de perros que comparten su carácter relajado y afable.

También te interesará

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.