Los ahuyentadores de perros: ¿cómo funcionan?

Aunque amamos a los animales, en ocasiones, nos resulta incómodo cuando atraemos la presencia de perros cerca de nosotros. Ya sea porque tenemos un familiar al que no le gustan los perros, o porque a nuestro hijo le de miedo, o incluso porque sea nuestro propio perro quien se asuste de la amenaza que supone la irrupción de un animal ajeno.

Con este objetivo se han inventado los ahuyentadores de perros. Pero, ¿cómo funcionan? Con semejante nombre uno puede asustarse. Pero no hay motivos, tal dispositivo es del todo inocuo para animales y para personas.

Alejar y prevenir sin causar daño

Los ahuyentadores de perro pueden ser usados además para educar y formar a tu mascota sin hacerle ningún daño. Estos aparatos funcionan mediante ultrasonidos. Detectan movimientos y emiten estos sonidos específicos para cada animal (perro, gato, roedor, etc).

Hay quienes lo utilizan para evitar que perros dejen sus excrementos en lugares como terrazas, cubos de basura, contenedores o en las macetas. Es especialmente útil si tienes un jardín y te gustaría mantenerlo libre de suciedad canina. O también si lo usan personas que han de pasear por zonas transitadas por perros salvajes para evitar ataques.

Con respeto hacia el animal

Los fabricantes aseguran que el modo de funcionar de los ahuyentadores de perros es del todo inocuo para el animal. Lo libran así de ser responsables de posibles daños tanto físicos como psicológicos. Sin embargo, los amantes de los animales dudan de que a los animales les guste ser molestados y hasta asustados por personas malintencionadas que decidan hacer un uso habitual de los ultrasonidos perjudiciales para el animal.

Algunos fabricantes, en cambio, aconsejan no someterse ni someter a nuestras mascotas un largo tiempo a este medio. Es por ello que lo mejor es emplearlo para hechos puntuales, como método educativo, o para defendernos en una situación determinada, pero siempre haciendo un manejo razonable del ahuyentador de perros, y de manera respetuosa con los animales.

También te interesará

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.